Archivo de entradas

Buscar en el blog

Archivado por agosto, 2015

Mindfulness y Deporte: Mejora del rendimiento en los deportistas

En un anterior artículo ya vimos qué era Mindfulness y cómo su practica podía ayudarnos a dejar de funcionar en “Piloto Automático” y ser plenamente conscientes de nuestras acciones en el día a día.

La pregunta que hoy nos formulamos es: ¿Puede Mindfulness, en el caso de que practiquemos deporte -sea cual sea nuestro nivel-, optimizar nuestro rendimiento y maximizar los resultados que obtenemos?

La respuesta está muy clara si, por poner un ejemplo, tenemos en cuenta la gran importancia que desde hace un tiempo se le está dando a la parte “mental” del entrenamiento de los deportistas de élite.

Efectivamente, el auge de la Psicología Deportiva nos ha mostrado que hay mayor probabilidad de conseguir el éxito cuando, además de tener en cuenta las características y habilidades del deportista, también se presta atención a su preparación mental.

Al igual que ocurre en otros ámbitos, en el deportivo también se busca la manera de reducir al mínimo las distracciones externas de los deportistas y que estos puedan lidiar con los pensamientos o emociones no deseados que les impiden enfocarse en la tarea de competir (en el caso de los deportistas de élite) o simplemente disfrutar de la práctica de deporte (en el caso de los deportistas amateurs).

 

meditacion-todo-mindfulness-deporte-dona10

 

Para conseguirlo, Gardner y Moore (2012), ya demostraron con éxito que la práctica de Mindfulness o Atención Plena proporciona al deportista un estado mental que le permite ser consciente de todo lo que acontece en el momento presente, a través de la inestimable ayuda de herramientas como la meditación (la más conocida).

Otros estudios de investigación también demuestran el buen funcionamiento de la práctica de la Atención Plena enfocada al rendimiento deportivo: Aherne, Moran, y Lonsdale (2011) así como Kee y Wang (2008), entre otros investigadores, demostraron que la práctica de Mindfulness ayuda a generar “Flujo” (en Psicología se denomina a sí al estado elevado de concentración donde fluimos con la actividad que estamos desarrollando, como si nos volviéramos “uno mismo” con la acción, enfocándonos completamente en ella).

El mantener este elevado estado de concentración durante un tiempo nos hace “entrar en la zona” (que es como se denomina en términos deportivos al momento en el que nos ejercitamos y aparentemente trascendemos toda sensación de esfuerzo y/o dolor), anhelo de todo aquel que practica deporte puesto que en ella se dan las mejores sensaciones y resultados.

Para entrenar nuestra atención plena podemos valernos de la Meditación Body Scan o Escaneo Corporal, donde prestamos atención a todas las áreas específicas de nuestro cuerpo una por una (pies, rodillas, zona abdominal, zona torácica, brazos, cuello y cabeza), o simplemente enfocar la atención en nuestro ritmo respiratorio durante unos minutos.

La práctica regular de estos ejercicios ayudará al deportista a desarrollar y potenciar su estado de consciencia, utilizando esta conexión cuerpo-mente para focalizar su atención en la ejecución perfecta de sus movimientos y así mejorar su rendimiento general.

A su vez, el ejercicio consciente también ayudará, a través de un movimiento preciso y controlado centrado en la respiración, a reducir el estrés y favorecer la calma mental.

Como ejemplos de aplicación de la Atención Plena en algunos deportes podemos citar:

  • El hecho de ser conscientes del viento jugando al Golf, donde podemos cambiar la dirección de nuestro tiro
  • Antes de comenzar una carrera, ser conscientes del estado de nerviosismo o ansiedad y simplemente observar estas sensaciones o emociones y dejarlas pasar, no identificándonos con ellas

 

En suma:

– La práctica de Mindfulness nos permitirá centrarnos en primer lugar en nuestro cuerpo y nuestro entorno, y luego ser capaz de redirigir la atención a aquello que nos ayudará a ejercitarnos de manera óptima

– Seremos capaces de reconocer nuestros pensamientos y emociones como simples “acontecimientos mentales”, tomándolos como estados temporales que no tienen por qué afectar a nuestro rendimiento

¿Quieres integrar en tu actividad física técnicas que te ayuden a estar más consciente durante la práctica de ejercicio? ¡Ya has visto cómo con Mindfulness lo puedes conseguir!

¿Te animas a probarlo? 😉

Si este post ha sido de tu agrado te agradecemos que lo compartas con tus amigos, y si quieres añadir algo más, ¡No dudes en dejarnos un comentario!

Recuerda que también nos puedes encontrar en InstagramFacebook y  Twitter

¡Muchas gracias por estar ahí y hasta el próximo post!

Artículo escrito por SONIA ARZ SOLA